viernes 8 de octubre de 2010

Día Europeo del Autismo, 8, 9 y 10 de Octubre

Desde el año 2007, los primeros días de Octubre se vienen celebrando los Días Europeos del Autismo. Este año se celebrarán los días 8, 9 y 10, coincidiendo con el Congreso Internacional de Autismo de Catania, con el título “un futuro para el Autismo”.

El Autismo no es una enfermedad, se trata de un Trastorno Generalizado del Desarrollo que se caracteriza por dificultades en las relaciones sociales, alteraciones en el desarrollo de la comunicación y lenguaje, y presencia de un repertorio restringido de intereses.

No es un trastorno infrecuente. Los estudios desarrollados en Norte América evidencian que 1 de cada 100 a 150 niños de hasta 8 años está afectado. Los gobiernos Central y Autonómico deberían prestar una especial atención a los Trastornos del Espectro Autista (TEA), teniendo en cuenta su alta prevalencia, con el agravante de que desgraciadamente no hay suficientes recursos dedicados a satisfacer sus necesidades vitales.

Las consecuencias del autismo impactan considerablemente en el desarrollo y bienestar del afectado y sus familias, que precisan de un plan de tratamiento personalizado, intensivo y permanente a lo largo de toda su vida, que favorezca el pleno desarrollo de sus posibilidades, y mejore su calidad de vida. Los estudios internacionales no dejan lugar a dudas, la inversión es alta pero a su vez muy rentable: aumenta la autonomía, la autoestima, la inclusión social y cultural y la calidad de vida del individuo a lo largo de todo el ciclo vital, reduciendo su nivel de dependencia, que aun así siempre existirá en mayor o menor grado. Los TEA están reconocidos dentro de las prestaciones del Sistema Nacional de Salud, éstas son un derecho de todos los españoles, cuentan con su Guía de Práctica Clínica aprobada en el Consejo Interterritorial por todas las Autonomías, que garantizan la atención sanitaria a todos los ciudadanos con independencia de su lugar de residencia. No obstante, en la Comunidad Valenciana no se aplica, a pesar de contar con líneas de trabajo claras con la Administración.

En concreto en la Comunidad Valenciana es imprescindible la detección precoz mediante el establecimiento de protocolos de sospecha y detección, como el CHAT-M dentro de los protocolos de salud infantil y su implantación en las consultas de pediatría, lo que permitiría poner en marcha cuanto antes un tratamiento intensivo prematuro que beneficiaría enormemente a los afectados, permitiendo mejorar su pronostico.

El Gobierno Español tiene pendiente de desarrollar un Plan Nacional de Autismo, iniciativa que parece está estancada al no haberse aprobado el presupuesto que facilite su puesta en marcha.

A nivel autonómico, el Gobierno Valenciano aprobó en Cortes el pasado 11 de Mayo la creación de una Comisión multidisciplinar e intersectorial, para el estudio, análisis y recomendaciones sobre el Autismo en la Comunidad Valenciana, una magnífica iniciativa con total consenso político y que por desgracia, a día de hoy, no está siendo desarrollada.
.
Ambas iniciativas son de suma importancia para atender las demandas de las personas con autismo, y deberían contar con un respaldo mayoritario y un golpe de mano considerable para lograr su puesta en marcha en un plazo razonablemente corto.

Este año Autismo Europa quiere dar especial relevancia a las situación de las personas mayores, con el llamamiento a los Gobiernos para que adopten acciones concretas y cooperen a nivel europeo y mundial en el intercambio de información y buenas prácticas, con el objetivo último de incrementar la calidad de vida de las personas con autismo, de tener las mismas posibilidades para disfrutar de una vida con derechos, digna y feliz, desde su niñez, hasta su vejez.

miércoles 6 de octubre de 2010

El Oceanogràfic desarrolla una experiencia piloto para analizar la delfinoterapia en niños con T.E.A.

VALENCIA, 06 (EUROPA PRESS)
El Oceanogràfic de Valencia está desarrollando una experiencia piloto para analizar los efectos de la delfinoterapia en niños con trastornos de neurodesarrollo. El programa, en el que colaboran la Conselleria de Bienestar Social, la Universidad Católica de Valencia y la Ciudad de las Artes y las Ciencias, nace con el objetivo de "aumentar la calidad de vida de los menores y de sus familias".

El director general de Personas con Discapacidad y Dependencia de la Conselleria de Bienestar Social, Pedro Hidalgo, ha resaltado, durante la presentación de la iniciativa, "los beneficios que aporta a las personas con discapacidad la delfinoterapia y que repercuten en una mejor calidad de vida".

A la presentación del Programa, en el que participan dos niños autistas de 5 y 7 años, han asistido también el director general de la Ciudad de las Artes y las Ciencias, Pedro García Ribot, la decana adjunta de la Facultad de Psicología y Ciencias de la Salud de la Universidad Católica de Valencia, Dolores Grau, y el director del Instituto Valenciano de Neurología Pediátrica (Invanep), Fernando Mulas.

Hidalgo ha asegurado que "la Comunitat Valenciana cuenta con los recursos técnicos y humanos adecuados para desarrollar los proyectos sociales más avanzados y profundizar en la investigación de todas las posibilidades que ofrece la delfinoterapia por los efectos positivos que tiene sobre los niños con discapacidad".

"El objetivo de este Programa --ha explicado-- es lograr la interacción entre los delfines y los niños con autismo, ya que estos ejercicios consiguen aumentar su concentración y constituyen además un soporte al resto de terapias que siguen desde casa o en el hospital".
El director general ha hecho hincapié en que las hipótesis de la investigación llevan a pensar que "los niños aprenden a concentrarse, a moverse, a manifestar su alegría y, además, gracias a la terapia aumenta la capacidad de evaluación de sí mismos", y ha avanzado que "se ha previsto ampliarlo con experiencias futuras".

FASES DE LA TERAPIA
El director general de la Ciudad de las Artes y las Ciencias, Pedro García Ribot, ha destacado que "en el afán por el encuentro permanente entre el entretenimiento, la educación y la investigación, y, como resultado, de la generación de valor a la sociedad, la Ciudad de las Artes y las Ciencias presenta este proyecto como un primer paso para la puesta en marcha de una terapia alternativa para personas con trastornos del neurodesarrollo".

Al respecto, ha relatado que "a través de las instalaciones en l'Oceanogràfic y de los delfines con los que cuenta su Delfinario, se pretende con la ayuda de un equipo transdisciplinar conformado por entrenadores, terapeutas, neurólogos y psicólogos, evidenciar desde un punto de vista neurofisiológico y neuropsicológico los beneficios que este tipo de terapia genera en este colectivo de personas".

La investigación consta de una fase inicial de formación y adaptación y una posterior dedicada al análisis de resultados y conclusiones. Se realizarán cinco sesiones individualizadas durante tres semanas en las cuales cada uno de los niños, junto con el delfín y acompañado de entrenador, terapeuta ocupacional, fisioterapeuta y dos observadores externos (neuropsicólogo y logopeda) trabajará la interacción dentro y fuera del agua.

Finalizadas las 15 sesiones se harán las evaluaciones neurofisiológicas y neuropsicológicas que determinarán los efectos preliminares de este tipo de terapia. Estas post-evaluaciones se llevarán a cabo al concluir la última sesión de intervención y un mes desde la última sesión. FUENTE: DIARIO QUE.

Esperamos con impaciencia las conclusiones sobre esta, a primera vista se nos antoja, rigurosa investigación.